//
estás leyendo...
Artistas

El espíritu de la música afrocaribeña

Los ídolos de la salsa y la música del Caribe

“Alma” es el mejor nombre que se me puede ocurrir para la música afrocaribeña, visto el problema irresoluble que tenemos con el término “salsa”. No se trata de ninguna originalidad pues es el mismo nombre que recibió la música afronorteamericana de los años 50 y 60, llamada “soul”. Y como esa música, la que compusieron los nuestros, también tiene como destinatario el espíritu.

Pese a ser música relacionada con lo efímero, con el goce, con el ímpetu que produce un ritmo contagioso que le ordena al cuerpo moverse, como si el mundo fuera a terminar después del último acorde de la canción que está sonando, los sonidos del Caribe también estuvieron relacionados con búsquedas profundas que llenaran el espíritu y completaran el alma.

La búsqueda puede estar representada por un viaje que no tiene destino, cuyo único objetivo es la experiencia que proporciona ese viaje y la conciencia de que no puede haber retorno, como no lo hay para muchos de los inmigrantes que dejan su tierra y deben convertirse en un “Corazón Guerrero”, como canta Willie Colón.

Se trata de un tema ecléctico, fragmentado, aparentemente sin mucha coherencia entre frase y frase, pero con sentencias que conforman una declaración espiritual donde se juntan vivencias, deseos y arrepentimientos del artista. Es un viaje que se asemeja a otro que el mismo Colón emprendió, con un tema que no le es propio, pero que convirtió en un himno de ese espíritu travieso que es el amor.

Las personificaciones del amor son temas recurrentes en los temas de Willie Colón, donde ese sentimiento es espíritu y cuerpo, realidad y onirismo. Donde el amor es “Mi sueño”, como su tema de 1981.

La espiritualidad en esta música no solo pasa por la exaltación romántica, por ese estadio idealizado en torno al amor, sino también por aspectos más cercanos a la religión, al origen católico de los artistas de este género, que en algún momento intentaron acabar con “ídolos de barro”.

“Careta” es una canción de 1987 y llega en esa época en que la fiesta ya estaba terminando: los años en que la gran música de los 60 y 70 comenzaba a extinguirse y muchos de esos intérpretes veían con distancia aquellos días en que la droga llenó esos espacios vacíos del alma.

Y si hubo falsos ídolos, como las drogas, que sedujeron a Cheo Feliciano, Ismael Rivera y Héctor Lavoe, entre otros, también hubo un falso y único dios: La fama.

La espiritualidad de nuestra música adquirió también las formas literales de la religión católica y en la música de la Orquesta Narváez, por ejemplo, encontramos ángeles. El tema se llama “Rencarnación”.

La devoción influyó de gran manera en la segunda etapa de la carrera musical de Richie Ray y Bobby Cruz, quienes abandonaron drogas y alcohol para entregarse a la religión, inclusive con relatos bíblicos como los de “Los fariseos”.

Y si bien es difícil encontrar una posición crítica contra la Iglesia en una música destinada a una población ampliamente católica, sí hay exaltación a personajes que abordaron la fe desde acercamientos más sociales, como el cura salvadoreño Arnulfo Romero, homenajeado por Rubén Blades en “El padre Antonio”.

La música del Caribe es una suma de almas, tan diversas y tan semejantes, que en esas afinidades y contrastes construyeron una sola; un espíritu heterogéneo que por sus mismas características permitió a millones de personas anular la distancia entre ellas; es una esencia que cumplió la doble función de reflejar la espiritualidad de un pueblo y al mismo tiempo construir el rito que perpetua su esencia.

Acerca de juferoes

Licenciado en Ciencias de la Comunicación, editor de un conocidísimo portal online (que seguramente alguna vez has visto), apasionado de tecnología móvil y de música afrocubana. Mi escritor preferido es Andrés Caicedo y la mejor película que he visto en mi vida (creo) es La Hora 25 de Spike Lee.

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: